Millones de usuarios de todo el Mundo (unos 200) se han adherido a la Zoom – aplicación que permite la realización de múltiples videoconferencias. Sin embargo, lo que facilitaría la vida en tiempos de pandemia se ha convertido en un verdadero dolor de cabeza, con graves deficiencias de seguridad que deben denunciarse.

Zoom

En la última semana, Zoom Video Communications, empresa que posee la aplicación, recibió una avalancha de quejas, alegando la falta de seguridad durante la realización de las llamadas.

En los grupos de conversación, imágenes pornográficas o mensajes de odio perturbaban el normal funcionamiento de una reunión de trabajo, clases o conversaciones de amigos. Esto ha llevado a muchas empresas a impedir que sus trabajadores utilicen la aplicación para realizar sus tareas laborales, como Google, La Cruz Roja y también el Senado de los Estados Unidos.

La intromisión de contenidos extraños y abusivos ha llevado a la empresa a asumir públicamente el error y a mejorar su funcionamiento. “Gestionar el aumento del flujo de usuarios ha sido nuestro foco.

Sin embargo, reconocemos que no cumplimos las expectativas de privacidad y seguridad”, se lee en el comunicado publicado por la empresa, citando al presidente ejecutivo Eric Yuan.

Para colmar las deficiencias, Zoom ofrece a los usuarios la función de seguridad que permite eliminar y limitar el número de participantes.

Facebook Commentarios
Seguro te interesa  Apple's de los Nuevos MacBook Air Utiliza el MacBook Clase 5W Amber Lake Chips