Connect with us
Adoptar un animal Adoptar un animal

Relaciones

¿Quiere ADOPTAR un animal? Siga estos 8 consejos

Published

on

¡Clickear Stars!
(Votos: 1 Promedio: 5)

Adoptar un animal: La alegría y la buena disposición es lo que los perros y gatos llevan a cualquier hogar cuando son adoptados. Pero para que sea así es importante que la decisión sea ponderada. Le Indicamos todo lo que debe tener en cuenta antes de decidir «aumentar la familia».

Adoptar un animal

Adoptar un animal

adoptar un animal-adopción de animales cerca de mi-refugio de animales cerca de mi-adoptar gatos cerca de mi-adoptar un perro cerca de mi

Disfrutar de la compañía de un perro o gato es algo maravilloso y que contribuye a aumentar el bienestar e incluso la salud física y mental de quien decide hacerlo (no faltan estudios científicos para comprobarlo). Pero si es verdad que estos amigos de cuatro patas pasan a estar allí en casa, esperándonos, y se convierten en fieles compañeros de una vida, también nosotros cuando los decidimos adoptar asumimos un serio compromiso al que no podemos dar la espalda al menor signo de problema.

Es, pues, para evitar situaciones de estas que la decisión de adoptar una mascota debe ser precedida de mucha reflexión, en particular, sobre todas las áreas que van a sufrir alteraciones con la llegada de un nuevo elemento a la familia. Para ayudarle en esta tarea, hemos elaborado una lista con las ocho dimensiones a las que debe prestar atención

8 Consejos para adoptar un animal, requisitos para adoptar un perro

Tiempo; si no lo tiene cómo va a cuidar del animal?

Tener un animal de compañía supone el establecimiento de una relación. De esta forma, ellos nos dan cariño y afecto, sí, pero nosotros también tenemos que darles lo mismo a cambio y aun poner a disposición todos los cuidados indispensables para su supervivencia, lo que implica tiempo.

Se Sabe que los gatos son más autónomos, sin embargo, también necesitan recibir atención y mimo. Por su parte, optar por un perro como animal de compañía implica que lo llevemos a la calle varias veces al día, es decir, a lugares al aire libre donde pueda correr a gusto y jugar. Cuando se enferman, todos los animales necesitan que les demos tiempo y cuidados.

Dinero (sí, hay que contar con esto)

Una de las razones por las que las adopciones impulsivas de perro o un gato a veces no funcionan es porque a menudo se ignora esta dimensión. Así, antes de acoger a un perro o gato es necesario que se tengan en cuenta los gastos implícitos en ese acto y que se mantendrán mientras el animal esté vivo (muchos años, se espera). Al principio, hay gastos inevitables, a saber, en el registro, licencias, vacunación, desparasitación, algunos accesorios (cama, bebedero y comedero, por ejemplo) y alimentación junto con el estilo de vida.

Con el tiempo, los gastos en la alimentación se mantienen, así como con los productos de higiene, las vacunas y las consultas veterinarias, así como los medicamentos y tratamientos que puedan ser necesarios, incluyendo cirugías. Para hacer frente a todo esto, es aconsejable optar por un seguro para animales de compañía, como el seguro perros y Gatos de la tranquilidad, del que hablamos más adelante.

Todos quieren (incluso) el animal? el proceso de adopción

Para acoger a un animal doméstico es necesario también averiguar si hay disponibilidad emocional y voluntad por parte de todas las personas que viven en la misma casa. Tener un perro o un gato implica que la vivienda puede presentar signos de su presencia (como muebles roídos o sofás rayados), siendo que eso es parte y es normal, pero no todo el mundo trata de la misma manera con el asunto.

Este es también un tema a considerar si se trata de una casa alquilada, ya que muchos propietarios no permiten la presencia de animales (hay que obtener esta información antes de la adopción). Además, también hay que averiguar si hay alergias conocidas (por ejemplo, a los pelos), lo que puede inviabilizar la convivencia diaria con un animal.

Estilo de vida compatible

Quien tiene un estilo de vida que implica quedarse fuera de casa hasta tarde, muchas salidas, viajes y ausencias prolongadas deberá pensar seriamente antes de decidir tener un amigo de cuatro patas. Hay que pensar qué hacer durante las vacaciones o fines de semana que se pase fuera, siendo que no todos los locales aceptan animales.

¿Encaja? 

Antes de elegir el animal a adoptar es necesario evaluar el espacio disponible: si se vive en una casa pequeña y sin Patio, por ejemplo, es mejor optar por un gato o un perro de raza pequeña. Por mucho que te gusten los perros grandes, no es recomendable elegir un animal de este tipo si no existen las condiciones adecuadas para acogerlo, de lo contrario el resultado puede ser malo para todos.

Infórmese lo más posible antes de decidir

Siguiendo el punto anterior, es importante obtener la mayor cantidad de información posible sobre las especies, razas e incluso sobre los hábitos específicos de cada animal. Por ejemplo, los animales más jóvenes tienden a ser más enérgicos, por lo que este es un factor a tener en cuenta cuando una persona mayor decide tener un perro, ya que difícilmente podrá seguir su ritmo en los paseos diarios.

Algunas razas también son más exigentes que otras a ese nivel, o más propensas a problemas de salud, y otras no son compatibles con permanecer mucho tiempo encerradas en un apartamento. Hay también que tener en cuenta la personalidad específica del animal y su historia, pues algunos son particularmente ansiosos debido a episodios traumáticos que vivieron, por lo tanto, lidian peor con el hecho de no tener compañía humana a lo largo del día.

¿Sabes lo que dice la ley?

Hay varias cuestiones legales específicas que cumplir para poder tener una mascota, no solo en lo que respecta a la prestación de los cuidados básicos y de salud, sino también relacionadas con su vacunación, identificación y normas para la circulación en la vía pública.

Por ejemplo, es obligatorio el uso de collar o pectoral con indicación del nombre y dirección o teléfono del poseedor por todos los perros y gatos que circulen en la calle. Por otro lado, si no son conducidos por correa, los perros están obligados a llevar bozal y a estar acompañados por el dueño. También hay una legislación especial que debe tenerse en cuenta cuando se trata de perros de razas potencialmente peligrosas.

Un «sí» a largo plazo

Decidir acoger a un animal es un compromiso que se asume – idealmente-por muchos años, lo que refuerza la necesidad de sopesar bien todos los aspectos mencionados anteriormente, teniendo en cuenta que, en principio, la relación durará alrededor de 15 a 20 años (dependiendo de la edad del animal en el momento de la adopción). Lo que significa que debe ser una decisión a prueba de todos los cambios normales en la vida de la mayoría de las personas, como cambios de trabajo, de casa o de ciudad, alteración del estado civil o ampliación de la familia, por ejemplo.

Adoptar un animal

adoptar perros gratis-adoptar un animal-adoptar un animal-adoptar un animal-adoptar perros gratis-adoptar un animal-adoptar un animal-adoptar un animal

Facebook Commentarios
Advertisement

Opinión

Fanpage PYSN

Advertisement

Noticias Curiosas (•ө•)

Actualidad

Tendencias