La melanina es un pigmento producido por las células que absorbe la luz que llega a la piel, disipando la radiación ultravioleta del sol antes de que ésta cause daños.

pelirrojas

Las personas con un tono de piel más claro, especialmente las de cabello rojo, tienen niveles más bajos de protección natural y, por lo tanto, mayores tasas de melanoma, dice Reader’s Digest.

La cantidad y el tipo de melanina en la piel ayudan a determinar el color de la piel, comienza explicando a la dermatóloga Shari Lipner. Ese mismo pigmento también determina el color del cabello.

La feomelanina es el pigmento dominante en personas con cabello rojo, mientras que las personas con el cabello más oscuro producen el pigmento eumelanina. Estos pigmentos son esencialmente la razón por la que algunas personas se broncean más mientras otras se queman después de que la luz solar dañe la piel.

Facebook Commentarios
Seguro te interesa  Los hábitos saludables que retrasan el cáncer y los infartos hasta 10 años.