Perú, “La república inconclusa”

0
80

​Presentación del libro LA REPÚBLICA INCONCLUSA el viernes 15 de junio a las 6pm en el Congreso de la República, previa inscripción AQUI  https://docs.google.com/forms/d/e/1FAIpQLSdPAXXee8N24u_nSDGFA3gHYvUcT1Swimz3az8Qyzk0g2nQ3A/viewform

El Abogado, periodista y docente universitario, Raúl Chanamé Orbe nos presenta un nuevo estudio de lo que ha sucedido en nuestra historia en los últimos 200 años; las carencias, debilidades-que aún persisten-, aunque también resalta las mejoras obtenidas para beneficio de nuestra población.

La República inconclusa, es ¿Un aporte que busca desentrañar las múltiples razones por las que el principio republicano y los ideales de los padres fundadores de la patria, en lugar de realizarse plenamente, han sido desvirtuados por la cruda realidad política?  ¿Se le puede considerar una investigación seria y valiente que debe ser complementada con aportes respecto a nuestro entorno territorial y proyección en política exterior, tal como lo afirman algunos comentarios?

¿Cuáles son los principales comentarios delos intelectuales de la patria? Hugo Neyra: Un libro riguroso, apoyado por un aparato documental bien meditado. Teodoro Hampe: Un libro de historia de las ideas y las normas, donde ambas se explican y complementan. Armando Nieto: Síntesis de las luces y las sombras de la República. Rafael Romero: Un aporte para entender los mitos incumplidos de la República. Harold Alva: Un reto intelectual hacia las nuevas generaciones por debatir y realizar.

En efecto, “La república inconclusa” nos lleva a entender que una de las razones fundamentales para la crisis institucional del Perú es la abdicación del poder de control. Que el equilibrio institucional solo es posible si los poderes del Estado se ejercen de manera efectiva. Por eso, para legitimarse como poder del Estado, que el “poder Legislativo” tiene que actuar. Si no ejerce ese poder constitucional otorgado-por votación democrática-, se convierte en “un apéndice complaciente del Poder Ejecutivo”, ad portas de la extinción política: El poder que no se ejerce, se pierde.

El control que el Parlamento debe asumir como el órgano representativo de la nación es fundamentalmente la representación de la nación, la dación de leyes, la permanente fiscalización y control político, orientados al desarrollo económico, político y social del país, así como la eventual reforma de la Constitución y otras funciones especiales, es la razón de su existencia. Lo demás es cuento. Mejor dicho, si el Poder Legislativo no controla los excesos del Poder Ejecutivo, entonces prolongaremos innecesariamente la subsistencia de esta República inconclusa, así de simple.

Una República inconclusa, de poderes autorecortados,  a medio camino, de ausencia de control, equivale a un Estado castrado, servil e impotente. Un Estado incapaz de alcanzar la grandeza y el liderazgo en el Pacífico Sur. ¿Este claro razonamiento  del Dr, Chanamé, nos señala que  las facultades delegadas por un tiempo indefinido convierten al Ejecutivo en un legislador de facto. Y eso, ¿ni jurídica ni políticamente se puede permitir?

En realidad, ad portas de nuestro Bicentenario de la Independencia es indispensable un debate nacional de ideas, iniciativas y propuestas, respecto a cuál es la imagen objetivo de país que queremos construir en términos de modelo de economía y sociedad que se corresponda con las necesidades, aspiraciones y expectativas que tienen los peruanos y el país?  ¿Cuál ha sido el rol de los partidos, los padrastros de la patria y de los vectores del pensamiento intelectual, reformistas y revolucionarios? ¿Están en deuda con el país y todos los peruanos?

Facebook Commentarios
Jaime Uribe Rocha Periodista y columnista en medios escritos, experto en marketing político