Connect with us
cáncer de mama cáncer de mama

Ciencia

Nuevo biomarcador permite el diagnóstico de cáncer de mama en etapa temprana

Published

on

Investigadores del Hospital Clinic-IDIBAPS de Barcelona han desarrollado un biomarcador que integra variables clínicas de pacientes, información sobre el tumor y datos genómicos para diagnosticar a mujeres con cáncer de mama hers2 + en una etapa temprana, ha sido divulgado.

El estudio, publicado hoy en la revista ‘Lancet Oncology’, contó con la colaboración de la Universidad de Padua y demuestra la capacidad de un diagnóstico precoz de esta nueva herramienta, con el nombre ‘HERD2DX’, informa la Agencia EFE.

cáncer de mama

El biomarcador fue probado con datos de 702 pacientes con cáncer de pecho HER2+ nuevamente diagnosticado.

La investigación fue coordinada por el jefe del servicio de Oncología Médica de ese hospital y profesor de la Universidad de Barcelona, Aleix Prat, y por el profesor de Cirugía, Oncología y Gastroenterología de la Universidad de Padua e investigador del Istituto Oncologico Veneto (IOV), Pierfranco conte.

El cáncer de mama ‘HER2+’ representa el 20% de los tumores de mama y, cuando la enfermedad se encuentra en una etapa temprana, el tratamiento local, la quimioterapia y el tratamiento ANTIHER2 con ‘trastuzumab’ durante un año han demostrado grandes beneficios para la tasa de supervivencia a largo plazo.

Sin embargo, entre el 20% y el 30% de los pacientes acaban por presentar la enfermedad en una fase avanzada.

En los últimos años, se han incorporado nuevas estrategias terapéuticas para combatir la enfermedad en una etapa temprana, como nuevos medicamentos antiher2 pertuzumab, T-DM1 y neratinib.

“Hay pacientes que se curan con el tratamiento estándar a base de quimioterapia y trastuzumab, y no necesitan tratamiento adicional. También hay quienes necesitan tratamientos adicionales porque tienen un alto riesgo de desarrollar la enfermedad avanzada en los próximos años, pero desafortunadamente no tenemos herramientas para saber quién es quién en el momento del diagnóstico y, por lo tanto, estamos tratando demasiado y” restando “a muchos pacientes”, explicó Aleix Prat.

En los últimos cinco años, la investigación se ha centrado en la heterogeneidad biológica de la enfermedad ‘HER2+’ e identificado varios grupos moleculares con diferentes sensibilidades a los tratamientos.

“La pregunta que nos planteamos a nosotros mismos era cómo podríamos usar todo ese conocimiento para tener un impacto en la práctica clínica. Al integrar varios datos de 702 pacientes seguidos durante muchos años, ahora tenemos una herramienta innovadora que predice la supervivencia y permite individualizar el tratamiento en cada paciente”, agregó.

El nuevo biomarcador combina 17 variables clínicas, patológicas y genómicas, con las que predice el pronóstico de los pacientes con cáncer de mama ‘HER2+’ en una etapa temprana.

En las pruebas realizadas, los investigadores demostraron que el biomarcador tiene la capacidad de identificar una proporción significativa de pacientes con la enfermedad ‘HER2+’ en una etapa temprana que no necesitan terapias adicionales más allá del tratamiento estándar, y un grupo de pacientes con alto riesgo de desarrollar una recurrencia y que obliga a más tratamientos de lo normal.

Los investigadores ahora buscan ver si el biomarcador permite también ayudar a disminuir el tratamiento estándar y si es capaz de acortar la duración del trastuzumab o la cantidad de quimioterapia necesaria, o incluso identificar a los pacientes que no necesitarán quimioterapia.

 

Facebook Commentarios
Advertisement

Opinión

Fanpage PYSN

Advertisement

Noticias Curiosas (•ө•)

Actualidad

Tendencias