Un niño de dos años con epilepsia refractaria fue sometido con éxito a una cirugía innovadora, a través de láser, realizada por primera vez en Portugal en el Hospital de Santa María, en Lisboa.

epilepsia

La crianza, con un hamartoma (malformación no relacionada con el cáncer) hipotalámico y epilepsia refractaria, fue operada el viernes y fue dada de alta dos días después, un día antes de lo previsto, le dijo hoy a la agencia Lusa Alejandro Campos, el neurocirujano que llevó a cabo la “termo-ablación por láser”, una técnica que permite destruir tejidos enfermos en el cerebro de forma mínimamente invasiva, con tasas de complicaciones menores e internamientos más cortos.

Al día siguiente de la cirugía, el niño parecía no haber sido operado. En términos de vitalidad, estaba bien y sin crisis”, contó el especialista del Centro Hospitalario Universitario de Lisboa (CHULN).

Alejandro Campos dice que ha recibido información de su familia diciendo que”el niño sigue muy bien”. Sin embargo, sin perjuicio de lo anterior, el resultado del tratamiento debe ser observado a largo plazo.

“Si hay complicaciones, lo vemos pronto, pero el resultado final, si se queda sin crisis, tiene que ver al cabo de uno, dos, tres o más años”, dijo, subrayando que el niño puede no volver a tener epilepsia.

Recordando el caso, el neurocirujano contó que el niño tenía una lesión malformativa localizada en una zona muy profunda del cerebro cerca del hipotálamo, que es un centro regulador de una serie de funciones importantes en el cerebro.

“Cuando estas malformaciones aparecen pueden provocar muchas cosas, como una pubertad precoz”, que se puede controlar con medicación hormonal, o epilepsia refractaria, resistente a los medicamentos.

Seguro te interesa  El consumo diario de cannabis aumenta el riesgo de psicosis, revela estudio

“Los medicamentos pueden ir atenuando las crisis, pero el niño sigue teniéndolas y si continúan a lo largo de su vida va a ser perjudicial para el cerebro, porque no va a ser capaz de desarrollarse correctamente porque está constantemente con esas descargas”, explicó.

Alejandro Campos señaló que este tipo de epilepsia es muy característico porque provoca “una risa desactualizada y inadecuada”.

Al darse cuenta de que el niño tenía “una epilepsia medicamentosa” y que estaba experimentando un aumento de las crisis, con entre cinco y diez al día, los médicos decidieron utilizar esta técnica que se introdujo en Europa en marzo de 2018, y actualmente hay 17 centros en Europa que llevan a cabo esta técnica.

“El niño ha tenido una evolución fantástica y es una técnica mínimamente invasiva, así que no da el trastorno de una apertura del cráneo”, dijo.

La semana que viene, un joven de 16 años va a ser sometido a esta cirugía, ya que ha recibido un tratamiento previo que ha reducido el número de crisis, pero no las ha tratado, ha avanzado el médico que forma parte del Grupo de Cirugía de Epilepsia, que junta neurocirugiones, neuropediatras, neurólogos y neurorradiólogos.

Cada año aparecen por término medio alrededor de 250 casos de epilepsia refractaria:” un tercio de los pacientes con epilepsia siempre tendrán crisis, a pesar de la medicación, y en éstas tendremos que evaluar si hay o no otra alternativa, en particular la cirugía”, dijo el médico, estimando que entre el 10% y el 20% de este tercio.

Facebook Commentarios