Connect with us
mascotas mascotas

Animal Universal

Las mascotas pueden reducir el riesgo de enfermedad cardíaca

Published

on

¡Clickear Stars!
(Votos: Promedio: )

Tu amigo de cuatro patas puede ser más que un compañero, también es un aliado de la salud de tu corazón. Esto es lo que dicen los expertos de la American Heart Association, en el artículo publicado en línea el 9 de mayo en la revista Circulation.

mascotas

Los miembros del organismo basaron su declaración en datos extraídos de varios estudios pertinentes. Según los científicos, las mascotas están fuertemente asociadas con la reducción de los factores de riesgo para las enfermedades cardíacas, como la hipertensión, los niveles altos de colesterol en sangre y la obesidad. Además, los animales mejoran la calidad de vida de las personas que ya tienen enfermedades cardíacas.

Lo más destacado es para perros, dicen los expertos. Esto se debe a que las personas que tienen perros necesitan llevar a las mascotas a dar un paseo. Uno de los estudios analizados tuvo más de 5, 200 adultos, y demostró que los dueños de perros hicieron más ejercicio que aquellos que no son dueños del animal. Además, las personas que tenían perros tenían un 54% más de probabilidades de alcanzar el nivel recomendado de actividad física: al menos 90 minutos de caminata por semana.

Los animales también pueden tener un efecto positivo en las reacciones del cuerpo al estrés, según la Asociación Americana del Corazón. Sin embargo, señalan que los animales no necesariamente hacen que las personas sean más saludables, sino más bien una relación opuesta, concluyendo que las personas naturalmente sanas son más propensas a tener una mascota, pero esto no cambia el hecho de que hay una relación fuerte entre las mascotas y una mayor calidad de vida.

“Pet therapy” ayuda en el tratamiento de enfermedades

La Terapia Asistida con Animales (TAA) consiste en tratamientos en el área de la salud, donde un animal es co-terapeuta y ayuda al paciente a alcanzar los objetivos propuestos para el tratamiento. Según el entrenador José Luis Doroci, fundador del proyecto New Guide, no todos los animales nacieron para ser terapeutas. “Necesita estar tranquilo, tener una personalidad que la gente pueda abrazar, besar y apretar, sin que él reaccione”, explica. Los animales más comunes son los perros y los caballos, que en general tienen un temperamento más dócil. Pero gatos, jabutis, peces, conejos, aves, marsopas, serpientes y arañas pueden y también se utilizan en este tipo de proyectos. Cuando la mascota pertenece al propietario, un profesional que se especializa en AAT puede ayudarlo a hacer la terapia en casa con la mascota.

No hay una recomendación específica de quién puede ser ayudado por la terapia con mascotas. “Cualquier paciente puede beneficiarse, siempre y cuando no haya contraindicación, como miedo a los animales, alergia o problemas respiratorios, entre otros”, señala la psicóloga Fabiana Oliveira, del Instituto de actividades, terapias y educación asistida por Animales de Campinas (Ateac). Sin embargo, algunos tipos de pacientes y algunos cuadros clínicos tienen un resultado ya atestiguado. Mira lo que son.

Estimula a los niños

Varios problemas de los niños se pueden mejorar viviendo con animales. Un ejemplo es la mejora de la imagen de las personas con autismo. “Tienen mucha dificultad en el contacto social y la simple presencia de un animal entrenado asociado con actividades apropiadas para ellos ayuda en este desarrollo”, informa Paula Lopes, neuropsicóloga de la Asociación Brasileña de hipoterapia y Terapia de Mascotas (Abrahipe) y el Centro de Rehabilitación Gessy Evaristo de Souza. Los estudios muestran que los niños autistas tienen una disminución en los comportamientos negativos, como agresividad, alienación, aislamiento, entre otros con la presencia de perros en las secciones, por ejemplo.

Tratamiento del cáncer

El tratamiento del cáncer, especialmente cuando implica radioterapia o quimioterapia, resulta en muchos efectos secundarios y desgaste para los pacientes. En estos casos, hay una gran mejora terapéutica en la convivencia con animales, con una serie de beneficios. “Entre ellos podemos mencionar la mayor interacción con los profesionales involucrados en el tratamiento, alivio del dolor y la incomodidad, reducción de la ansiedad y los síntomas depresivos, reducción de la sensación de soledad causada por el tratamiento, entre otros…”, list Cristiane Blanco, psicóloga del Inadta.

Tratamiento de la enfermedad cardíaca

Existe una extensa literatura médica sobre la relación entre los animales y el tratamiento de las enfermedades cardíacas. La investigación realizada por el Baker Medical Research Institute ha demostrado que los dueños de perros y gatos tienen tasas más bajas de colesterol y triglicéridos que aquellos que no tenían animales. Ambas tasas favorecen la aterosclerosis, la formación de placas que obstruyen las arterias, permitiendo infartos y otros problemas en el corazón. Además, tener una mascota hace que los pacientes con mayor riesgo de problemas cardiovasculares, ya que tienen factores de riesgo como el tabaquismo y el sobrepeso, mejoren sus hábitos al poseer una mascota.

“Ya hay un vínculo formado entre la mascota y su dueño. Debemos pensar en la empatía establecida entre ambos, lo que refuerza los aspectos psicológicos positivos en esta interacción, porque involucra emociones, recuerdos”, cree la psicóloga Fabiana Oliveira, Ateac.

Reduce el estrés

Está demostrado que el contacto con animales ayuda a liberar varias hormonas buenas: beta endorfinas, prolactina y oxitocina. Todos actúan regulando las tasas de cortisol, hormona relacionada con el estado de alerta, lo que reduce el estrés. El psicólogo Laís Milani, del Inataa, recuerda otros beneficios: “los estudios indican que la interacción humano-animal trae una sensación de bienestar y comodidad, lo que resulta en una disminución de los niveles de adrenalina, relacionada con el aumento de la presión arterial”. Además, esta coexistencia libera otra hormona, la acetilcolina, que está relacionada con el estado de tranquilidad, disminución de la presión arterial, frecuencia cardíaca y frecuencia respiratoria, todos síntomas de estrés.

Mejora la imagen de la depresión

Es un consenso entre los expertos que estar con una mascota aumenta la autoestima, el sentido de autoestima, el establecimiento de hábitos positivos y el interés en el otro. Todo esto puede beneficiar a los pacientes depresivos, que tienen problemas en estas áreas. “Los estudios han verificado un aumento en la producción y liberación de serotonina y dopamina, hormonas responsables de la sensación de placer y alegría, después de 15 a 20 minutos de interacción con el perro”, reitera la psicóloga Cristiane Blanco.

Ayuda en el tratamiento de la parálisis

La terapia con mascotas puede ayudar en la rehabilitación de pacientes con ictus, víctimas de accidentes o enfermos de parálisis cerebral, entre otras afecciones que implican parálisis. Estos son casos que implican mucha fisioterapia y también una caída en la autoestima del paciente, por lo que la interacción con los animales puede ser fundamental para evolucionar la parte motora y también actuar sobre el aspecto emocional del paciente. ?¿Los niños con parálisis cerebral se benefician demasiado, especialmente en los aspectos cognitivos, motores y emocionales?, informa Paula Lopes, neuropsicóloga Abrahipe. Los perros, por ejemplo, se pueden usar durante el ejercicio incluso, lo que quita el enfoque del tratamiento para la enfermedad y lo convierte en un juego, incluso para el adulto.

Facebook Commentarios
Advertisement

Opinión

Fanpage PYSN

Advertisement

Noticias Curiosas (•ө•)

Actualidad

Tendencias