La profesión docente comienza como una vocación y termina por ser todo en la vida

0
926

Ante las amenazas de huelga docente y revisando los resultados del Concurso Nacional de Buenas Prácticas Docentes 2017 realizadas por el MINEDU, encontré a la Profesora Rosario Aranda de la IEI N°1707 “Jesús de Nazareth” de Huancamuña distrito de Buena Vista, provincia de Casma Región Ancash con su proyecto “La tiendecita del saber”.

Al escuchar sus palabras y conocer qué le llevo a ser docente, descubrí esa fuerza interna por alcanzar lo que su vocación le decía y lograr la mayor aspiración de un maestro: el éxito y felicidad de sus estudiantes.

Ser maestro en el Perú es ser psicólogo, amigo, médico, asistente social, papá, confidente, psiquiatra…con un salario…mejor no hablemos de ello.

Lo que comienza como una vocación, pasa a ser su pasión, convirtiéndose en la profesión de toda su vida, y finalmente también se transforma en su lucha interna.

Con el dirigente magisterial Ernesto Meza Tica.

Este conflicto interno, por no sentirse considerado social y económicamente, le lleva en ocasiones  tomar otros rumbos: busca incursionar como empresario, a comercializar productos diversos, a taxear y otros oficios y profesiones….dice me voy, me voy  ya no puedo con esto…pero luego se encuentra con sus alumnos y ex alumnos, con sus colegas… y entonces regresa a su pasión…la educación. Regresa para ocupar su rol docente con esas ganas de enseñar a sus estudiantes a pesar de las dificultades.

Así como la profesora Rosario Aranda, muchos de ellos tienen 10-15 o 20 años de servicio, y sienten rabia por la incomprensión y poca valoración del rol central que cumplen en el desarrollo social y económico del país. He ahí, la razón de sus reclamos.

Algunos sectores gremiales reclaman se incremente el presente año  S/200 millones de soles, a las regiones para el pago de la deuda social, no obstante se hace necesario revisar los criterios con los que se distribuye este pago, a fin de que el mismo sea inclusivo y no necesite de procesos judiciales para su cobro; ello requiere de diálogo y acuerdos entre el ejecutivo y el legislativo para que la atención sea viable.

También se reclama un aumento en el piso salarial de la RIM que actualmente es de S/2,000. Soles; si realmente se desea atender este pedido y existe decisión política debería revisarse, sincerar el número de plazas docentes necesarias en correspondencia al número de estudiantes en cada Región ( según análisis de Racionalización de Plazas elaborado en el MINEDU, se identificaron alrededor de 13,818 plazas excedentes en el 2017), el número de instituciones educativas requeridas en cada UGEL (así se evitaría que las autoridades ediles o regionales construyan colegios sin ningún estudio de sostenibilidad), evaluar la pertinencia de las actuales intervenciones que viene realizando el MINEDU, reorientar el uso del canon a las regiones priorizando la infraestructura escolar, permitiéndole al sector reorientar mayores recursos a la planilla de los docentes y disminuir  la brecha de infraestructura.

Un tercer tema que abordan las dirigencias sindicales es la modificación del DS N°013-2016-MINEDU, sobre licencia por representación sindical, dicha modificación debe considerar que para ejercer la representación sindical la organización sea nacional o regional debe demostrar el número efectivo de afiliados con el fin de legitimar su representación.

El cuarto tema está referida a las Mejoras en la aplicación de  la Evaluación del Desempeño Docente (EDD), es importante invitar a participar a los representantes gremiales de los talleres de validación de los instrumentos como aconteció con las Rubricas para evaluación de Directivos y sobre las cuales a la fecha no se ha realizado ningún cuestionamiento.

Respecto a las agendas regionales pendientes debe mantenerse activas las mesas técnicas  constituidas por los Gobiernos Regionales, es importante  reactivar el Plan de intervenciones desarrolladas el año 2017 y las realizadas en el 2018 para el buen inicio del año escolar y que sirvieron para informar las acciones de mejora de las condiciones económicas y laborales de los trabajadores del sector y recoger sus demandas.

Declarando ante la prensa.

Una de las principales lecciones aprendidas recientemente en las regiones, fue atender lo que esperan los docentes, “que les hablemos con la verdad, aun cuando esta sea dura y compleja. Que los involucremos en los diversos procesos que tienen que ver con su carrera profesional y en la búsqueda de soluciones en sus regiones”. Que los sintamos parte importante del proceso educativo.

A pesar de las adversidades, cuando los verdaderos maestros se dirigen a sus alumnos, lo hacen con palabras llenas de esperanza, fe y seguridad en el futuro de sus estudiantes.

Ninguna tecnología reemplazara la capacidad más grande en el vínculo docente-alumno, que es mirarse a la cara y hablarse. Maestros que antes de ver defectos en sus estudiantes ve sus virtudes, sensibles por los problemas de sus colegas y dispuestos  a dar lo mejor de sí por su comunidad.

El maestro Peruano, ese maestro de aula y aquellos que asumen cargos directivos, son personas heróicas, nuestros maestros de escuelas unidocentes o multigrado, de ámbitos rurales e interculturales bilingües, zonas VRAEM o de frontera; no son aquellos que aparecen como expertos, de aquellos que se atreven a esbozar hipótesis de cómo debe ser nuestra educación rural o enseñar en una escuela EIB, mediante consultorías que nunca se aplican, expertos que nunca han estado con 20 o 40 estudiantes en una aula.

Los países que vienen logrando un desarrollo sostenible, han promovido  un dialogo permanente con los docentes; donde las partes (docentes, dirigencias  y autoridades) asumen sus compromisos y las cumplen. Países en la que los paros o huelgas no se dan, porque los gremios están debidamente representados y la educación es el motor de su desarrollo y no se dejan espacio para que predominen las intransigencias y extremismos.

Las noticias MÁS LEÍDAS en Pysnnoticias AQUÍ

Facebook Commentarios