Un estudio realizado por Virgin Atlantic reveló que el 44% de los pasajeros masculinos “se esconden bajo una manta para no mostrar las lágrimas durante el vuelo”, mientras que las mujeres fingen “tener algo en los ojos”.

aviones

Nick Knight, médico general le dijo al Telegraph Travel que “cuando nos encontramos en una situación en la que la fisiología humana está alterada por la baja presión de aire y los bajos niveles de oxígeno, entramos en inestabilidad emocional”.

A pesar de que es una posibilidad, el médico ha dicho que no hay pruebas concretas ni razones absolutas para que la gente sea más sensible en el aire que en la tierra.

Facebook Commentarios
Seguro te interesa  Ranking: las 10 mejores playas del mundo