Konica Minolta reunió a más de mil socios para revelar las tendencias del trabajo del futuro. Inteligencia artificial o aumento de la realidad harán a funcionarios más cualificados.

Konica Minolta

Era una empresa de lentes cuando llegó a la luna con Neil Armstrong y Buzz Aldrin en 1969. Cincuenta años después, Konica Minolta es conocida por las impresoras, pero no por eso descarta una nueva misión espacial. La tecnología punta que está desarrollando la compañía japonesa de origen podría pronto poner a Konica Minolta en un cohete a Marte.

La convicción es de Vasco Falcon, Director General de la empresa para Portugal y España. “Konica Minolta tiene 150 años pero hay un espíritu de startup, con un gran foco en innovar y crear prototipos. Ahora estamos lanzando tecnología basada en Internet de cosas y dispositivos sensoriales. Mostramos a los socios los proyectos en la fase inicial, para que sepan lo que podrán poner a disposición de los clientes en uno o dos años”, explica en una entrevista en efectivo, al margen del evento European Leadership Campus (ELC), que reunió a más de mil socios de la marca en Copenhague.

En la capital danesa, Konica Minolta montó una mini cumbre tecnológica, dedicada exclusivamente a su visión de la oficina del futuro, donde no falta realidad virtual y aumentada o inteligencia artificial cognitiva.

“Las novedades están relacionadas con los cambios que creemos que el mundo va a afrontar en los próximos años, en particular el impacto que tendrá digital en los entornos de trabajo y en la forma en que prestamos servicios.”

Uno de los prototipos más populares del ELC fueron los lentes que permiten a los trabajadores recibir instrucciones a distancia. “Una empresa que necesita a un trabajador en la primera línea de un proceso complejo, le da las lentes, que están conectadas a una central en la que están especialistas, que pueden estar en la India o en los Estados Unidos, y es como si el trabajador fuera las manos del técnico que está en la central. Y esto permite una gran rapidez de aprendizaje y de respuesta a las necesidades de los clientes, esencial en un momento en que las empresas luchan por recursos cualificados.”

Seguro te interesa  Apple Reduce los Ingresos de Orientación para el 1er trimestre de 2019 Citando 'Menos iPhone Actualizaciones' De lo Previsto

Para Vasco Falcon, este tipo de tecnología servirá para “acabar con el mito de que los robots se quedarán con nuestros trabajos”. Según el responsable de Konica Minolta, la empresa Mira a la máquina como perfeccionadora, no sustituta, del ser humano.

Volver al futuro

Vasco Falcon lidera Konica Minolta Portugal desde 2008, pero fue cinco años antes que la empresa pasara por un giro que podría haber acabado mal. El culpable fue Steve Jobs. “Nuestro negocio eran las cámaras y, de repente, con el iPhone, todo el mundo tiene una cámara en el teléfono. Afortunadamente, nos dimos cuenta a tiempo de que nos íbamos a quedar sin negocio”, recuerda.

Admite que fue un período “duro” para la empresa, que tuvo que reinventarse centrándose en las impresoras y en la gestión documental. Por lo tanto, cuando se le pregunta sobre el futuro del negocio de la impresión en papel en la era del paso a digital, Vasco Falcon asume que “dentro de 20 o 30 años la producción de Konica Minolta podría ser totalmente diferente”, si se trata de la supervivencia.

“Como cualquier empresa de tecnología, intentamos anticipar el futuro. Implica correr riesgos, llegar antes que los demás e invertir antes. Por ejemplo, hace muchos años que anticipamos la importancia de las compras en línea y creamos una unidad de negocio solo para imprimir etiquetas en los pedidos, que hoy es fundamental para el negocio.”

Sin revelar las tendencias que la empresa está anticipando para los próximos años, el director general de Konica Minolta sólo anticipa que Portugal va a estar en primera línea de la innovación mundial de la empresa. El año pasado, KM inauguró un centro de innovación en Lisboa que ya está dando sus frutos.

Seguro te interesa  Acciones de Apple Gratis de Seis Clásicos Audiolibros Narrados por las Celebridades

“Es cada vez más buscado. Hemos tenido equipos japoneses viviendo en Portugal durante meses, pasando día y noche probando tecnología y comparándola con las necesidades del mercado. Para pruebas, la escala de Portugal es perfecta”, dispara. A KM Portugal cuenta con facturar más de 30 millones de euros este año.

Facebook Commentarios