Google acaba de cambiar sus políticas de contenido para prohibir todas las aplicaciones cuyo propósito es vender o facilitar el uso de la marihuana. Sin embargo, en los Estados Unidos esta cuestión tiene un área moral algo gris.

Play Store

Los nuevos parámetros de Google prohíben apps que:

*Permitan a los usuarios comprar marihuana a través de un carrito de compras dentro de la aplicación
*Ayudar a los usuarios a programar entregas o retiradas de paquetes de marihuana
*Faciliten la venta de productos que contengan THC
*En ciertos estados como Los Ángeles y California, la compra de marihuana es legal en tiendas físicas, con la debida autorización médica. Sin embargo, las reglas de Google dicen que “no permitimos apps que faciliten la venta de marihuana, independientemente de su legalidad”.

Por lo tanto, con estas nuevas reglas, Google probablemente eliminará las dos aplicaciones más populares relacionadas con la marihuana: Weedmaps y Eaze.

Ambas aplicaciones permiten al usuario encontrar tiendas que venden marihuana, clasificarlas y otras cosas. Los usuarios también pueden comprar directamente a través de la app o pagar y cobrar posteriormente en la tienda.

Al ser claras violaciones de las reglas mencionadas de Google, estas apps desaparecerán de Play Store, aunque todavía estén activas en el momento de este artículo.

Google quiere un escenario más seguro para niños.

Incluso hoy, Google ha establecido nuevos parámetros para los desarrolladores que deseen desarrollar apps para el público infantil. Este esfuerzo y la prohibición de las aplicaciones de la marihuana son intentos de crear una tienda más child-friendly y un entorno mejor para los jóvenes usuarios.

Aunque el consumo es legal en algunos estados de los Estados Unidos, es inaceptable que un niño tenga acceso a aplicaciones de marihuana que permitan la compra y el descubrimiento de sitios de tiendas que venden productos con THC.

Seguro te interesa  Apple transmisión en Vivo 10 de septiembre del Evento en YouTube

Por eso Google podría haber aprendido de Apple en este caso. App Store contiene las mismas aplicaciones pero con restricciones para mayores de 17 años. Aunque no es la solución perfecta, sin duda es la más lógica, ya que se supone que las tiendas de aplicaciones son neutrales en estos asuntos.

Facebook Commentarios