Es hora de dejar de lado las diferencias y asumir compromisos

0
65

La mayoría de ciudadanos frente a la asunción del nuevo presidente Martin Vizcarra, solo le queda apoyar la “refundación institucional del país” a partir de su nuevo gobierno” y dejar  atrás los días de horror para el país. La crisis, ciertamente, no ha terminado del todo; pero un nuevo periodo se podría avecinar en el país, un objetivo que el propio Vizcarra hizo explícito en su discurso de 22 minutos ante la Representación Nacional y asumir compromisos.

Debemos entender que no es simplemente dar un paso al frente, o pregonar apoyo a  esta lucha, se trata de asumir públicamente este compromiso y no de boca para  afuera. Pero lo más importante es asumiendo la responsabilidad y las consecuencias de lo que eso conlleva, ¿qué quiere decir eso?, que en las batallas que tengamos que librar como país no nos bajemos al momento de tener que librar una a título personal o a título partidario, gremial o al sector que se pertenezca.

Martincito hizo el milagro de que coman en un solo plato perro, pericote y gato?  ¿a sabiendas que varios políticos, funcionarios y sectores van a ser arrastrados por este saneamiento de nuestro sistema en la lucha contra la corrupción? Hay momentos que se deben tomar acciones caiga quien caiga y en ese momento no nos podemos bajar del barco de la lucha contra la corrupción y todas las lacras que afectan el crecimiento de nuestro país.

Dejemos de cosas, la verdad es que ya es tiempo de ponerle un paralé a los sabandijas y sanguijuelas, lo que  esperamos todos los peruanos de Vizcarra,  es que en su nuevo gabinete haya gente decente, lejana de argollas lobbistas, “amigotes” compadritos y recomendados. Eso debe marcar la identidad del nuevo Consejo de Ministros, sino todo será un fracaso más y cada vez más aguda.

Sería interesante qué Martincito nos haga el milagro que sus nuevos ministros asuman compromisos públicos y específicos que contribuyan a poner fin a la crisis que afecta a cada sector-y no sigamos con la misma cantaleta que Dios y la Patria los juzgue-, porque hasta ahora este llamamiento ha sido ignorado. Si bien los ministros salientes mostraron indiferencias por enfrentamientos con la oposición es hora de dar vuelta a la página.

Y creo en las palabras del presidente, Martin Vizcarra, porque  ha invitado a que iniciemos un nuevo camino por la grandeza de nuestra patria, a trabajar unidos, para salir de esta crisis y construir juntos el futuro que soñamos todos los peruanos de cualquier ideología política y credo, firmar un pacto social que nos comprometa, a fin de luchar sin distingo alguno contra la corrupción e impulsar un desarrollo equitativo, democrático e integrador.

La verdad, no hay tiempo que perder”, a pesar que no todos pueden hacer el mismo esfuerzo, somos conscientes de esto, pero a largo plazo necesitamos una forma más organizada de compartir esa responsabilidad, y debemos acordar criterios objetivos para decidir qué proporción debemos asumir cada uno, por supuesto, basándose en su capacidad de recepción.

¿Saben porque? Nuestra patria esta primero.

Facebook Commentarios
Jaime Uribe Rocha Periodista y columnista en medios escritos, experto en marketing político