Los dolores de estómago están lejos de tener sólo una causa. De acuerdo con el gastroenterólogo Eduardo Berger, de São Paulo, realizar el diagnóstico correcto es esencial para evitar la confusión con las enfermedades que tienen síntomas similares.

El consejo del médico está relacionado a una molestia común, popularmente conocido como dolor en la “boca del estómago”, ubicada en el punto más alto de la región media del abdomen. Berger explica que en estos casos, puede haber un error en cuanto al motivo.

“En numerosas situaciones clínicas provocan síntoma doloroso en ese lugar, lo que confunde a quien lo está sintiendo. La molestia puede estar ligado a problemas bíleo-pancreáticos, o sea, en el hígado, la vesícula y el páncreas. Además, puede estar relacionado con problemas del corazón y otras afecciones digestivas, que implica la apendicitis y otras enfermedades intestinales”, resalta.

Para evitar un diagnóstico erróneo, observar las características del dolor es el primer paso. Entre los puntos a ser encuestados, según el médico, están; la forma como el síntoma surgió, el tipo, el ritmo, periodicidad y qué factores lo hacen para mejorar o para empeorar.

Sólo después de la confirmación de que se trata de una enfermedad del estómago, es que los cuidados con la alimentación y hábitos de vida se aconseja al paciente. El gastroenterólogo afirma que, en realidad, en la mayoría de los casos, el consumo de café y el alcohol empeora el estado de salud.

En la lista de lo que debe ser evitado también está el estrés, que según Eduardo Berger, aumenta la secreción gástrica y por lo tanto eleva el dolor. Pero además de ese mal estar, la atención debe ser ampliada a otros síntomas que pueden surgir.

“Las lesiones gástricas más serias comprometen sensiblemente la digestión. Entonces, una pérdida marcada del apetito, la sensación de plenitud temprana y los vómitos voluminosos son señales de alerta”, concluye.

Facebook Commentarios