Un equipo de investigadores de Birmingham en el Reino Unido ha detectado la formación de anticuerpos contra el virus en los pacientes.

Las noticias comenzaron a llegar en abril del Reino Unido y de los Estados Unidos, pero pronto se detectaron casos en Portugal y en todo el mundo. Hablamos de la rara enfermedad con síntomas similares a los de Kawasaki, que comenzó a afectar a los niños que tuvieron que ser llevados a la UCI (y algunos murieron).

Covid-19

La alerta urgente lanzada en el Reino Unido el 26 de abril alertaba a los médicos y padres británicos de una serie de síntomas graves — dolor abdominal, problemas gastrointestinales e inflamación cardiaca — y especulaba con una posible conexión con Covid-19.

Este lunes, 8 de junio, llegó la confirmación oficial. Un equipo de investigadores de la ciudad británica de Birmingham ha detectado evidencias que confirman el nuevo coronavirus como la causa de un nuevo y peligroso síndrome inflamatorio en los niños.

Este descubrimiento demuestra el riesgo de que los niños que han estado infectados por el nuevo coronavirus, aunque de forma asintomática, puedan padecer esta enfermedad, que se asemeja al síndrome de Kawasaki — que normalmente afecta a niños de hasta cinco años y da lugar a altas temperaturas, asaduras en el cuerpo e inflamación de los vasos sanguíneos.

La nueva condición ha recibido el término Síndrome Pediátrico multisistémico y ya ha afectado a unos 100 niños en el Reino Unido. Esta investigación en Birmingham contó con la colaboración de varias autoridades sanitarias británicas y se basó en un análisis de sangre que reveló, en todos los pacientes, el desarrollo de diversos tipos de anticuerpos contra el SARS-CoV-2.

Seguro te interesa  Obesos tienen más probabilidades de padecer cáncer de próstata

El patrón de anticuerpos indica que la infección por el virus debe haber tenido lugar varias semanas o incluso meses antes de la aparición de la nueva enfermedad. Esto significa, explican los investigadores, que las pruebas serológicas pueden utilizarse para ayudar a diagnosticar la nueva enfermedad, incluso en los casos en que Covid-19 no se detecta en los pacientes.

Facebook Commentarios