Los niveles ideales de colesterol en sangre varían según el grado de riesgo del paciente para enfermedades cardiovasculares.

colesterol

Aunque generalmente se le considera un villano, el colesterol es esencial para el buen funcionamiento del organismo, ya que actúa como componente de todas las membranas celulares.

El colesterol se convierte en un problema cuando sube a niveles demasiado altos, y puede ser un componente fatal para personas que tienen tendencia a sufrir infartos, es decir, fumadores, sedentarios, hipertensos y personas mayores de 50 años.

En estos casos, el exceso de grasa puede ser perjudicial, ya que es un factor de riesgo para la formación de placas que pueden obstruir las arterias.

Sin embargo, hay dos tipos de colesterol: el bueno (HDL) y el malo (LDL). El primero actúa desatascando los vasos. El segundo hace lo contrario, ya que con el tiempo se adhiere a las paredes de las arterias, lo que puede causar en el futuro una obstrucción total.

El cuerpo humano produce alrededor del 70% del colesterol en el hígado. El resto se adquiere a través de la alimentación.

Dado que el colesterol alto es silencioso (difícilmente causa síntomas), la recomendación es que el individuo a partir de los 35 años se haga análisis de sangre cada año.

Estos son los valores ideales y de alto riesgo de colesterol.:

– Colesterol total: por debajo de 190;

– HDL: más de 40;

– Triglicéridos por debajo de 150.

Los valores máximos de LDL se separan dependiendo del grado de riesgo del paciente.:

– Bajo riesgo: por debajo de 130;

– Riesgo intermedio: por debajo de 100;

– Riesgo alto: Menos de 70.

Facebook Commentarios