Connect with us

Ciencia

Científicos Descubren por Casualidad Bacterias que Se Alimentan de Metal

Published

on

Científicos descubren por casualidad bacterias que se alimentan de metal

Un equipo de científicos del Instituto de tecnología de California (Caltech) de los Estados Unidos descubrió las primeras bacterias que se alimentan de manganeso y usan este metal como fuente de calorías.

De acuerdo con la nueva investiga

ción, cuyos resultados se publicaron esta semana en la revista científica Nature, los expertos subrayan que la existencia de estas bacterias estaba prevista hace más de un siglo, pero no se ha confirmado hasta ahora.

“Estas son las primeras bacterias que usan manganeso como fuente de combustible”, dijo Jared Leadbetter, profesor de Microbiología ambiental de Caltech, quien, en colaboración con el postdoctorado Hang Yu, llevó a cabo este estudio.

“Un aspecto maravilloso de los microbios en la naturaleza es que pueden metabolizar materiales aparentemente improbables, como metales, produciendo energía útil para la célula”, añadió el científico, citado en un comunicado.

La misma investigación revela también que las bacterias pueden utilizar manganeso para convertir dióxido de carbono en biomasa, un proceso llamado quimiosíntesis.

Hasta ahora, los científicos sabían que bacterias y hongos que podrían oxidar el manganeso o extirpar electrones, pero especularon que sólo los microbios aún no identificados podrían utilizar este proceso para impulsar su crecimiento.

En la misma nota, Leadbetter señala que encontró esta bacteria por casualidad después de realizar procedimientos experimentales no relacionados con este descubrimiento, para los que utilizó una forma ligera de manganeso similar a la tiza.

Antes de dejar el instituto para trabajar varios meses, el especialista dejó un recipiente de vidrio con la sustancia empapada en agua del grifo en el fregadero de una de las oficinas de Caltech. Cuando volvió, el frasco estaba cubierto de material oscuro.

“Pensé:” ¿Qué es esto?”( … ) Empecé a preguntarme si los microbios más buscados podrían ser los responsables, así que probamos sistemáticamente” esa hipótesis.

De hecho, el revestimiento negro era manganeso oxidado generado por bacterias recién descubiertas que probablemente provenían del agua del grifo. “Hay pruebas de que los parientes de estas criaturas residen en las aguas subterráneas y parte del agua potable de Pasadena [California] es bombeada de acuíferos locales”, explicó.

“Las bacterias que descubrimos pueden producirlo, así que disfrutan de un estilo de vida que sirve también para proporcionar a los otros microbios lo que necesitan para realizar reacciones que consideramos beneficiosas y deseables”, remató Leadbetter.

Facebook Commentarios
Advertisement

Opinión

Fanpage PYSN

Advertisement

Noticias Curiosas (•ө•)

Actualidad

Tendencias