Connect with us
4 fe6c2c036c 2 1 4 fe6c2c036c 2 1

Actualidad

“Cartel de los libros del Minedu”, en salmuera

Published

on

¡Clickear Stars!
(Votos: Promedio: )

4 fe6c2c036c 2 1

Si no fuera por los americanos como en el mismo caso de Odebrecht, la corrupcion seguiría operando en nuestro país, resulta que una  Información del Departamento de Justicia de EE. UU. descubrió un esquema de corrupción generalizado para contratos de impresión en el Minedu, INEI y municipios. Además, un plan para sobornar a jueces. Eso motivó una investigación a las principales empresas de impresión gráfica en el país y funcionarios del Minedu, INEI y de municipalidades que tuvieron participación en los contratos de impresión.

Mientras los ojos de la opinión pública se orientan a temas de coyuntura como la segunda vuelta del proceso electoral entre Pedro Castillo, de Perú Libre y Keiko Fujimori, de Fuerza Popular, las amenazas a la  libertad de expresión, un nuevo e importante caso de corrupción explotó conocido como el “Cartel de las imprentas” o el “Club del Libro”, como lo llaman otros. Seis empresas que se coludieron para concentrar y repartirse las licitaciones con la complicidad del Estado entre los años 2009 y 2016:

1.Que de dicha colusión estas imprentas resultaron favorecidas por cientos de millones de soles, casi todas, por montos equiparables, tan igual o mejor que el caso del “Club de la Construcción” que tiene que ver con la concertación no precisamente lícita entre varias constructoras para adjudicarse y repartirse licitaciones en el Ministerio de Transportes y Comunicaciones (MTC). Asi de simple.

2.Los socios de la conquistas del oscuro sindicato se encuentran grupo El Comercio S.A. y su subsidiaria Amauta Impresiones Comerciales S.A.C.; Industria Gráfica Cimagraf S.A.C., Metrocolor S.A., Corporación Gráfica Navarrete S.A. y Quad/Graphics Perú S.A.Odebrecht y Graña y Montero, que tenian tenían contactos claves en el Minedu – altos funcionarios- con quienes sellaban sus ilícitos acuerdos una serie  de servicios requeridos por el Ministerio de Educación (Minedu).

Esto es apenas la punta de iceberg. Revisemos  el registro de proveedores del Estado que es de libre acceso en el nuevo portal www.gob.pe y se dará con una sorpresa: no son mocos por babas, sino S/1,391’311,197 que ha facturado el citado “Cartel de las imprentas” o “Club del Libro” en los últimos años (mi amigo y colega Carlos Becerra, expresidente del Directorio de Editora Perú, se debe estar lamentando. Esto se lo advertí en el 2016 y le entregue un proyecto para relanzar Segraf). 

El periodista Cesar Romero, del diario La República en un trabajo prolijo  de investigación y datas, señala que  desde 2009 al 2015, en el Perú operó UN CÁRTEL DE EMPRESAS DE IMPRESIÓN GRÁFICA que se coludió y pagó sobornos a funcionarios del Ministerio de Educación (Minedu), el Instituto Nacional de Estadística e Informática (INEI), municipalidades, y también a abogados y jueces.

No me queda ninguna duda,  en varias notas  publicadas en pysnnoticias he  señalado por mi experiencia en el campo en servicios gráficos, sobre los  costos de producción y manejo de las licitaciones; que había algo turbio. Para mí era mejor que Segraf (empresa de servicios gráficos de Editora Perú) creada para estos fines debía prestarle servicio al Estado, sin sobre costos. De esta forma se evitaba la corrupción a través de convenio de Estado a Estado. Lo curioso es que siempre se amañaban y direccionaban las licitaciones por órdenes de arriba.

Tal como lo señala el colega Cesar Romero, en el diario La República, “ La existencia de este cártel fue descubierto por la Comisión de Bolsa y Valores de Nueva York (SEC por sus siglas en inglés) y el Departamento de Justicia de Estados Unidos, al realizar una auditoría a la empresa Quad/Graphics Inc., una compañía de servicios de impresión con sede en Wisconsin. Sustentado  “En los archivos contables y correos de los funcionarios de Quad/Graphics se describe toda la trama de corrupción en el Perú, en el mercado de imprentas, para contratos con el Estado”.

Entró a tallar INDECOPI, al olfatear algo turbio en la  información que  llegó al Perú y motivó una seria investigación-de carácter reservada-, cuyos resultados se conocieron el 5 de mayo, por “PRÁCTICA COLUSORIA HORIZONTAL” en licitaciones de servicios de impresiones gráficas de material educativo a nivel nacional, de enero del 2009 y agosto del 2015.de la misma manera,  se realiza una investigación fiscal por delitos penales que alcanza a directivos y representantes de Quad/Graphics Perú, Amauta Impresiones Comerciales-Editora El Comercio, Metrocolor y Corporación Gráfica Navarrete.

Los involucrados al enterarse que la Fiscalía había descubierto la existencia del cártel descubierta en EE. UU., sin pensarlo dos veces al toque  acudieron y entregaron información al Indecopi, con el objetivo de que todo pase como un asunto administrativo. Esta investigación se inició en EE. UU. el 2016. Al año siguiente, 2017, el Indecopi empezó a requerir información a las imprentas peruanas por contratos con el Estado.

El 26 de setiembre del 2019, ante la SEC y el Departamento de Justicia, Quad/Graphics acuerda el pago de una millonaria multa. Dos semanas después, el 7 de octubre del 2019, Indecopi formaliza el inicio del procedimiento sancionador por prácticas colusorias en el mercado de impresión gráfica. El 4 de noviembre del 2019, el ejecutivo de Metrocolor Sandro Urbina reconoce los cargos y ofrece pagar una multa. Más de un mes después, el 17 de diciembre del 2019, Amauta Impresiones-Editora El Comercio también admiten los cargos y se acogen al programa de clemencia.

“Esto no es solo un tema de concertación de precios, la información que viene de EE. UU. habla de actos colusorios y sobornos a funcionarios públicos e incluso a jueces. Aquí hay una mafia como el ‘Club de la Construcción’”, señalan en la Fiscalía. Las investigaciones de la Fiscalía peruana son por delitos de organización criminal, soborno internacional, colusión agravada y cohecho, entre otros ilícitos por definirse, contra los que resulten responsables.

El fraude fiscal y lavado de capitales es peor delito  americano, Quad/Graphics es una compañía de impresión con sede en Wisconsin, que en julio del 2010 adquirió la empresa canadiense World Color Press. Esto le permitió ampliar sus operaciones en el extranjero, incluyendo Lima:

a)Su crecimiento internacional motivó que a mediados del 2016 la SEC revisará sus libros contables y descubriera las prácticas de soborno internacional. Luego de tres años de investigación, el 2019, Quad/Graphics se acogió a pagar una multa para evitar el proceso penal “por violaciones de la Ley de Prácticas Corruptas en el Extranjero por esquemas de soborno y encubrimientos de larga data en Perú y China”.

b) Quad/Graphics aceptó pagar hasta US$ 10 millones, unos S/ 37 millones al cambio actual, de lo cuales US$ 6,9 millones correspondió a devolución de ganancias ilícitas, más US$ 959.160 de interés y una multa civil de US$ 2 millones adicionales.

c)La resolución de la SEC que aprueba el acuerdo describe las prácticas generalizadas de soborno en Perú y China y ocultamiento de ventas comerciales en Cuba, informó a la prensa Tracy Price, subdirectora de la Unidad Nacional de la Ley de Prácticas Corruptas en el Extranjero (FCPA) de la SEC.

d)Operaban al mismo estilo que Odebrecht: Cómo es? Cuál es la mía? La SEC señala que, al menos en 2011, Quad “contribuyó a los esquemas de soborno en curso en Perú para obtener negocios y resultados favorables en litigios fiscales. De acuerdo con los correos, el 2011, un jefe de Quad Perú fue abordado por un individuo con influencia en el Gobierno peruano que solicitó el pago de una “comisión” a cambio de un contrato en el INEI.

e)Posteriormente, del 2011 al 2016, los pagos de sobornos se extendieron a otras dependencias del Estado, e incluso a empleados de empresas privadas. “Los pagos indebidos se realizaron a través de cuatro proveedores fantasmas, que eran empresas de fachada de la misma persona”. Los sobornos en los contratos con el INEI fueron del 13% de cada contrato.

f)Según los archivos de Quad, los falsos proveedores fueron utilizados para pagar más de US$ 117.000 en sobornos a funcionarios del Minedu. Además, otros US$ 45.000 para evitar sanciones. Como resultado, Quad se enriqueció injustamente con más de US$ 970.000. Los correos y directivos de Quad han declarado que esa práctica era habitual en las empresas del sector.

 g)Actuaron con las mismas prácticas de “los cuellos blancos del puerto”, Los documentos obtenidos por la SEC también describen que entre el 2012 y 2014 Quad participó de un esquema de SOBORNO JUDICIAL, A SUGERENCIA DE SUS ABOGADOS PERUANOS, para evitar el pago de una multa de unos S/ 12 millones, que le impuso la Sunat por contratos con el Minedu.

h)“Alrededor del 2011, después de reveses en el juicio y a sugerencia de sus abogados, Quad Perú acordó utilizar el estudio de abogados para facilitar el pago de sobornos a jueces. Ese año se aprobó un pago extraordinario al estudio de abogados de US$ 20.000 con el propósito de sobornar a un juez. Alrededor del tiempo en que se pagó el soborno, en octubre del 2011, un Juzgado de Lima falló a favor de Quad Perú.

i)El 24 de julio del 2012, firmaron un contrato de “honorarios de éxito” por un pago de US$ 208.000 si el estudio de abogados ganaba el proceso con la Sunat. Además, el 11 de diciembre del 2012 se acordó el pago de una tarifa “extraordinaria” para que los abogados pudieran sobornar a un juez y detener la incautación de la Sunat.

3 04bbba8ef3 1

Hasta aquí el soborno pareció exitoso, pues el 13 de diciembre del 2012 la Sunat concedió un recurso para paralizar las incautaciones de las cuentas. El 14 de diciembre del 2012, la firma de abogados emitió una factura por US$ 50.504 describiendo sus servicios como “asesoramiento durante el proceso de ejecución coactiva y en la obtención de una medida de cautelar.

a)En abril del 2013, el bufete de abogados emitió una factura por US$ 407.100 para financiar los sobornos a los jueces. Quad Perú aceptó y transfirió parte del dinero desde una cuenta en Miami, Florida, a una cuenta en Lima. El 7 de junio del 2013, los abogados devolvieron US$ 173.181, al fracasar el intento de soborno.

b)En octubre del 2013, Quad Perú realizó otro pago de US$ 108.488 a los abogados. Según la factura, dicho pago fue el “éxito en el trámite de un contencioso administrativo relacionado con la Sunat”. El caso concluyó en marzo del 2018, cuando la Corte Suprema de Perú resolvió a favor de Quad Perú.

c)A los caseritos no hay que tocarlos no con el pétalo de una rosa, por eso la SEC describe que en una reunión de administración realizada en Lima se bromeó sobre los sobornos, al discutir problemas de desempeño de ventas. Un ejecutivo dijo que sobre las operaciones en Lima se podría cambiar todo, menos al jefe ejecutivo de ventas, porque él era la clave para los contratos con el Minedu “por sus esfuerzos corruptos para ganar esas ventas”.

Facebook Commentarios
Advertisement

Opinión

Fanpage PYSN

Advertisement

Noticias Curiosas (•ө•)

Actualidad

Tendencias