AMD ha estado repartiendo en el mercado de procesadores, demostrando que ya no está a la sombra de su rival, Intel. Con las últimas noticias, esta cuestión queda aún más clara, primero con el anuncio del monstruoso 3990X, un procesador de 64 colores y 128 threads, disponible ya en 2020. Y luego, con las noticias de varios récords alcanzados por el recientemente lanzado 3970X.

procesadores

Cada vez es más evidente la sombra Que AMD está haciendo al mercado, donde Intel sigue dominando.

2019 fue un buen año para los procesadores de AMD

La calidad de los productos de la empresa ha ido adquiriendo progresivamente su espacio en el mercado. Esta situación se ha hecho más frecuente desde la presentación de la arquitectura Zen en 2017.

Por tanto, esta evolución ha permitido a muchos usuarios empezar a considerar estos productos como una opción viable para sus máquinas profesionales o gaming.

El aumento de ventas por parte de AMD fue evidente en 2019, conquistando la competencia y recaudando varios premios con su tercera generación de procesadores.

La mejora de la calidad permitió a la marca llegar a fin de año con 9 procesadores entre los 10 más vendidos por Amazon, mostrando una vez más el dominio actual de la marca y su Cuota de mercado.

Una posición regular de AMD en la lista de ventas confirma el amplio interés de los consumidores por estos productos, lo que demuestra una lenta destitución de la rival Intel, que desde hace varios años se considera la empresa reina en el desarrollo de procesadores.

AMD lidera el top 10 de Amazon

Amazon se convirtió en 2019 en la empresa más valiosa del mundo. En este sentido, su oferta baliza considerablemente el éxito de los productos que allí se presentan. Por lo tanto, al analizar el top de los diez procesadores más vendidos en este gigante de las compras en línea, entendemos de inmediato el dominio total de la marca AMD.

Seguro te interesa  Apple afirma que Su Ex Ingeniero Ayudado a Inventar Tecnología de Qualcomm de Patentes

Como pueden ver, de las 10 primeras posiciones, 9 son ocupadas por Advanced Micro Devices, Inc. (AMD).

En la primera posición tenemos a disposición de Ryzen 2700X, un procesador de la generación anterior,pero que sigue siendo parte de la lista de Clientes Preferentes, trayendo al mercado un increíble precio por núcleo de 23 dólares.

El procesador más vendido de Intel, y el único del top 10, el 9600K, ocupa el último lugar y con un precio por nucleoeléctrico considerablemente más alto, aproximadamente 37 dólares.

Es importante señalar que esta diferencia se explica por el rendimiento superior en uso gaming y que Intel siempre nos ha acostumbrado.

Sin embargo, también es importante mencionar que esta diferencia no transmite la realidad de la diferencia entre los distintos chips.

Además, la mayoría de los procesadores AMD listados en el top están incluidos con Opciones de refrigeración sólidas, mientras que las alternativas de Intel solo entregan chips aislados.

¿Intel tiene mucho trabajo por hacer?

El hecho de que dos generaciones distintas de procesadores AMD ofrezcan resultados que rivalizan con la novena generación de procesadores de Intel y con diferencias de relaciones que llegan al 50% muestra claramente el camino Que Intel tendrá que recorrer para volver a su puesto número uno.

De este modo, con la nueva generación de procesadores AMD ofreciendo tan poco, Intel será presionada para que consiga bajar el precio de sus productos y recuperar parte de la cuota de mercado perdida hasta entonces.

A pesar de que la gigante americana, fundada por Robert Noyce y Gordon Earle Moore, es técnicamente la mayor empresa en ingresos, varios marcadores indican que esta precaria situación podría estar a punto de cambiar.

Seguro te interesa  La Elección De Actualización

En particular, si se tienen en cuenta los anuncios recientes que confirman la dificultad de satisfacer la demanda comercial, obligando a la marca a buscar Samsung Electronics y TSMC, dos de los mayores fabricantes de chips del mundo, con el fin de responder al aumento de la demanda del mercado.

Esta situación ha provocado que varias marcas asociadas ya hayan comunicado problemas con la distribución de procesadores para sus máquinas, culpando a Intel por el retraso en las entregas.

Es imprescindible que la marca reduzca al mínimo los daños causados por esta falta de recursos, a fin de evitar consecuencias más graves para las cuentas del gigante estadounidense.

Facebook Commentarios