New York Fashion Week: Cuando el activismo toma cuenta del escenario

0
104

El activismo social y político tomó cuenta de la New York Fashion Week 2017 (NYFW) y atrajo todas las miradas , con varios diseñadores a moldear las colecciones y desfiles en respuesta al actual clima político y social. Más que una presentación de las últimas tendencias en cuanto a las faldas, pantalones, vestidos o camisas, el que uno de los eventos más importantes del calendario del mundo de la moda dictó fue que en los próximos tiempos el in es “hacerse escuchar”.

La administración de Donald Trump podría cortar millones de financiación a Planned Bionic y esta aprovechó la visibilidad de la NYFW para lanzar la campaña “Fashion Stands with Planned Bionic”. Fueron varios los diseñadores, empresas, agencias, modelos e invitados que han puesto el pin color de rosa de la firma del PP, con vistas a movilizar a la importancia de proteger el acceso a la planificación familiar.

La marca Tome fue una de las partidarios de la campaña. “Creo que es importante, no importa si somos un estilista o un activista, que hagamos una declaración y hablemos siempre que tenemos la oportunidad – todas nuestras decisiones en esta temporada fueron muy violentos”, dijo Ryan Lobo, director creativo de la revista Vogue.

Las polémicas declaraciones del presidente estadounidense no quedaron fuera del escenario de la NYFW. La irreverente Public School ha optado por un toque de ironía e hizo desfilar gorras de béisbol con la inscripción “Make America New York”, en alusión al eslogan utilizado por Donald Trump en la campaña presidencial, explicando que la inscripción en Nueva York “porque está compuesta por personas de todas las culturas diferentes, de los migrantes”.

Chow, uno de los creadores de la marca, sostuvo que “la colección comenzó con una charla sobre las fronteras”, añadiendo que “sentimos que necesitábamos hacer algún comentario sobre el nacionalismo, el aislamiento y la xenofobia”. El diseñador afirmó que “existe la presión que esta administración está a sentir. La única forma de que esto ocurra es si vamos a manifestarnos”.

El director creativo de Moschino, Jeremy Scott, siguió la “tendencia” y una semana antes de la NYFW afirmó que “tenemos que luchar por las cosas en que creemos”. En la presentación de la colección de los modelos utilizaron camisetas estampadas con la frase “nuestra voz es la única cosa que nos protegerá”, con la inscripción en la espalda del número de teléfono de los representantes del Senado. El objetivo? Incitar a cada voz se haga escuchar.

Ya Prabal Gurung, que había creado una t-shirt para la campaña de Hillary Clinton, no se olvidó de la ex candidata. Llenó la colección de declaraciones feministas y rompió la tradición de cerrar el desfile con tres vestidos, su sustitución por tres hechos, como una alusión a Cliton.

Y ni la Marcha de las Mujeres, de Washington, quedó fuera de la semana de la moda. La diseñadora Mara Hoffman invitó a las fundadoras de la Marcha para abrir el desfile de su colección, que se iniciaron el mismo a recitar la declaración de la Marcha de las Mujeres, junto con una cita de Maya Angelou.

“Eso es lo que voy a hacer con mi objetivo”, dijo Hoffman, citada por los medios de comunicación estadounidenses. “Eso es lo que voy a hacer cuando las personas están a prestar atención en mí.”

A semejanza de Hoffman, Tracy Reese, se dejó inspirar por la Marcha de las Mujeres e invitó a cuatro poetas, para leer en la presentación, no les dando parámetros, excepto que los poemas contaran historias sobre las mujeres. El escenario fue dado a la importancia de la igualdad de derechos.

En el orden de los ocho días del evento han estado así más que los viejos clichés, y se asistió a un espectáculo que reflejaba las manifestaciones que se hacen escuchar en los estados UNIDOS.

(Why?)

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here